Divorcio conflictivo

  • por
Foto de Siora Photography en Unsplash

En este Artículo hablaremos del Divorcio contencioso con hijos y sin ellos,  y todo lo que necesita saber. En nuestro equipo contará con un abogado experto que le asesorará en todo el proceso.

 

¿Qué es un divorcio?

Como ya sabemos, una de las formas de disolución del matrimonio es el divorcio, como consecuencia de este los cónyuges dejan de estar casados y cesan los efectos propios del matrimonio (efectos personales, alimentos, etc).

El divorcio  puede ser mutuo acuerdo o contencioso.

En el divorcio mutuo acuerdo, ambas partes están de acuerdo y pactan sus condiciones. Pueden saber más, en este artículo publicado en nuestra web.

El divorcio contencioso, es aquel en el que se tramita sin que exista acuerdo por parte de los cónyuges en algunas o todas las condiciones. En este tipo de divorcio ambas partes defienden posiciones diferentes y necesitan de la intermediación de un Juez para establecer los aspectos que regularán la disolución matrimonial.

¿Y si uno de los cónyuges no quiere divorciarse?

El ordenamiento jurídico español permite el divorcio aunque uno de ellos no quiera. Tampoco es necesario alegar causa alguna. La única condición que establece el Código Civil es que haya transcurrido 3 meses desde el matrimonio.

Características del divorcio contencioso

En el caso del divorcio contencioso cada cónyuge necesitará su propio abogado y procurador.

A la demanda deberá acompañarse la certificación de la inscripción del matrimonio y, en su caso, las de inscripción de nacimiento de los hijos en el Registro Civil y poder para pleitos o apud acta.

Si se solicitaran medidas de carácter patrimonial, se deberá aportar los documentos de que disponga que de los hijos, tales como declaraciones tributarias, nóminas, certificaciones bancarias, títulos de propiedad o certificaciones registrales.

El cónyuge que recibe la demanda de divorcio, asume la carga de contestar en plazo de veinte días.

Puede ocurrir que el divorcio contencioso, antes del juicio se convierte en mutuo acuerdo y a la inversa.

El proceso de divorcio contencioso, es más largo, costoso no solo a nivel económico sino afectivo, y será el juez en sentencia quién decida medidas como la custodia de los hijos, cuota alimentaria, vacaciones, etc. Por estos motivos, siempre es mejor acudir a un proceso mutuo acuerdo.

En nuestro despacho encontrará un mediador dispuestos a ayudarlos en el proceso de divorcio.

ABOGADO ESPECIALISTA EN DIVORCIOS EN ALICANTE.